Haz que tu hija los ame. Ella te lo agradecerá para siempre

Ellos pueden convertirse, con el paso del tiempo, en preciados compañeros de vida. Motiva a tu hija a tener sus propias experiencias con ellos y a amarlos casi tanto como te ama a ti. Si lo haces, ella te lo agradecerá para siempre.

6,983 views   |   2 compartido
  • Uno de los mayores legados que podemos dejar a nuestros hijos es enseñarles a amar la búsqueda de la verdad y el conocimiento. Desde que tengo uso de razón, mi padre ha tenido un libro en su mano, ya sea científico, novela, biográfico, histórico. En todos los lugares de la casa y donde quiera que va, siempre lleva un buen libro.

  • Durante mi infancia, me parecía aburrido leer. Sin embargo, mi padre siempre insistía y, sobre todo, se aseguraba de que yo lo viera leer. Cuando cumplí doce años de edad, empezó a llevarme a la sección de libros mientras mi mamá hacía el súper. Me compró varios libros que, debo confesar, nunca terminé de leer; se lo atribuyo a que era él quien me sugería qué libro sería bueno para mí. Hoy sé que todo tipo de lectura trae beneficios, sin embargo, al leer es imprescindible escoger adecuadamente el género o el tipo de lectura.

  • Mis paradigmas sobre la lectura cambiaron hace unos tres años, cuando decidí leer la Biblia. Cuando inicié esta aventura, ya casada y con una pequeñita en brazos; hacía esfuerzos por mantenerme despierta y relajada antes de la lectura del Gran Libro. Por primera vez, no reprimí la voz que desde el interior me decía que debía empezar a leer y no descansar hasta llegar al final. Quedé impactada. Cada cinco minutos diversas emociones cobraban vida en mi interior.

  • Desde entonces, todos los días hago el tiempo necesario para leer la Biblia y cualquier tipo de libro, artículo o nota interesante, y me aseguro de que mi hija me vea leer. He aprendido que si queremos que nuestros hijos desarrollen amor por la lectura, ellos deben ver que nosotros nos deleitamos leyendo.

  • Leer con tus hijos les traerá muchos beneficios

  • Leer un libro nos trae muchos beneficios, por ejemplo: nos ayuda a relajarnos, desarrolla el ingenio y la creatividad, enriquece el lenguaje escrito y hablado, mejoramos nuestra ortografía y abre nuestros parámetros para entender la vida ya que podemos conocer personajes, sucesos y lugares históricos alrededor del mundo. Además, desarrollamos la capacidad de concentración, pues al leer obligamos a nuestro cerebro a pensar, ordenar ideas, interrelacionar conceptos, ejercitar la memoria. Por si fuera poco, leer mantiene activa nuestra empatía y podemos desarrollar un adecuado manejo de las emociones.

  • Si quieres que tus hijos se interesen por la lectura, empieza a trabajar con ellos a temprana edad. Lee para ellos un cuento todas las noches. Cerca de los tres años de edad, por encima del contenido en sí a los niños les interesará más el tono de voz que usas y la emoción que encierra la historia. Te pedirán una y otra vez que leas el mismo cuento, por lo cual te sugiero que no limites sus gustos: lee lo que te pide y crea un momento especial.

  • Advertisement
  • Haz que tus hijos amen la lectura

  • Te sugiero además que lleves a cabo los siguientes puntos, para que al inculcar el hábito de la lectura en tus hijos lo hagas de forma dinámica y alegre:

  • 1. Pon el ejemplo

  • Acuerda con tu hijo tiempo suficiente para que ambos lean. Si tu hijo es pequeño, tendrás que leerle; si ya puede leer, deja que lo haga junto a ti. Estar acompañados les permitirá alentarse el uno al otro, animarse cuando el cansancio o el sueño les cae encima. Quizá al principio sientan que el tiempo pasa lento, pero recuerden que hay que cumplir con la cuota acordada: si prometieron leer durante veinte minutos, háganlo. Te aseguro que conforme vaya pasando el tiempo, ¡ambos querrán leer por horas!

  • 2. Crea un espacio de lectura

  • Quizá en casa exista una biblioteca, pero recuerda que es para adultos, con libros que tus hijos consideran aburridos y con muebles cuadrados. Te recomiendo que dentro de la recámara de tu hijo hagan juntos su propio espacio de lectura. Adquiere un sillón tipo “puff” o coloca varias almohadas sobre el piso, usa un tapete o acerca una silla a la lámpara de su mesa. Pregunta a tu hijo qué le parecería más cómodo y decoren juntos esa área. Designen un librero o espacio en la pared para colocar los libros que a él le interesan. Haz que él participe: si invierte tiempo, esfuerzo y creatividad en ello, se sentirá más cómodo en ese lugar.

  • 3. Bitácora familiar

  • Otra buena idea es anotar en una bitácora las impresiones, experiencias o aprendizajes que dejó el libro que acaban de leer. Todos los miembros de la familia pueden participar llenándola. Anoten datos como la fecha en que iniciaron y terminaron el libro, las emociones que les trajo e, inclusive, los inconvenientes o situaciones que les impidieron leer el libro.

  • 4. No obligues a tus hijos

  • Leer o estudiar jamás debe ser un castigo. Expliquemos a nuestros hijos que el hábito de la lectura es algo maravilloso y que descubrir el conocimiento puede hacer de ellos mejores personas. Motívalos en todo tiempo a leer, evitando que lo vivan como un momento de sufrimiento.

  • 5. Tiempo para crear

  • Si tu hijo es pequeño, hagan juntos un cuento. Pídele que escriba la historia de algún personaje en particular (él mismo puede ser el protagonista). Dibuja o consigue en internet imágenes para crear los personajes; escojan libremente las pastas y decórenlas. Después, léanlo juntos. Incluso, esta puede ser una buena herramienta para concientizar a tu hijo sobre algún tema o ayudarle a desaparecer sus miedos. Si tu hijo es mayor, anímale y ayúdale a hacer una novela o un guión para montar en casa su propia obra de teatro. Verás que si tú intervienes y permites que ellos usen su imaginación, amarán tomar un libro ¡y también escribir uno!

  • Advertisement
  • Estas son solo algunas ideas, pero tú puedes crear las tuyas. No te desanimes y enseña a tus hijos a amar los libros, tarde o temprano ellos te lo agradecerán.

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

Si te gustó este artículo, compártelo ...

Soy Licenciada en Psicología por la Universidad Autónoma de Tamaulipas y tengo dos diplomados, uno en Orientación Familiar y otro en Asistencia Social y Voluntariado y desde hace un año doy terapia psicológica mi email es plopezmtz@hotmail.com

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr