Buscar ser la madre perfecta no merece el esfuerzo

El tiempo de crianza de los hijos pequeños puede llegar a ser muy desafiante, inclusive generar agobio y frustración. Recuerda es una etapa que pasará y lo mejor, está por venir. Buscar ser la madre perfecta no merece el traba

7,903 views   |   1 compartido
  • Si hace veinte años alguien me hubiera dicho que las cosas me iban a salir tan bien como mamá, me hubiera ahorrado muchas tristezas, preocupaciones y desánimos. Llevo casi 25 años de casada, mis hijas ya están en la universidad, trabajan y ya comienzan a tener planes de viajes, matrimonio y esas cosas, es decir, "ya comienzan a volar". Por eso, hoy quiero compartirte las palabras que a mí me hubieran ayudado mucho cuando fui una madre joven como tú lo eres ahora:

  • Eres afortunada de ser madre en estos días

  • A veces, al escuchar las noticias, nos damos cuenta de los tiempos convulsionados que corren y fácilmente podemos sentir preocupación por lo que vivirán nuestros hijos. Si comienzas a preocuparte o angustiarte por cosas que todavía no suceden, detén tu pensamiento, y si es necesario apaga el radio, la televisión o la computadora. Piensa y concéntrate en las cosas buenas que tiene el vivir en estos días, los avances en la salud, el acceso a la educación y las comunicaciones; piensa en que estás aquí y puedes construir para tus hijos un mundo agradable, bueno y con oportunidades para que sean felices.

  • El momento que vives es pasajero, no es para siempre

  • Los niños crecen, los pañales y las mamilas un día serán un recuerdo, el cansancio que sientes va a pasar, ¡te lo prometo! Vendrán noches tranquilas, días de descanso y de un poco más de holgura en tu economía; vas a poder comprar aquellas cosas de las que te has privado y disfrutarás nuevamente de tiempo para ti y para lograr las metas que de momento dejaste inconclusas por criar y cuidar de tus hijos. Disfruta este tiempo, porque créeme que ¡un día lo extrañarás!

  • Ten confianza en que estás criando a tus hijos de manera correcta

  • Uno de los grandes pendientes de las madres jóvenes es saber si están haciendo lo correcto en la crianza de sus hijos. A este respecto, te voy a decir un secreto: confía en lo que haces. Nadie puede ser mejor madre para tus hijos que tú. Dedica tiempo a leer acerca de la crianza de los niños, asiste a cursos y conferencias, platica con madres experimentadas, con maestros y especialistas; discute con tu esposo sobre cómo van a educar a los hijos, traza metas y luego, ora con todo tu corazón buscando la inspiración para saber amar en particular a cada hijo que tengas, y ten confianza en la gran tarea que estás haciendo. Recuerda: no hay mejor capitán para el barco que lleva tu nombre.

  • No te preocupes por no tener todo lo que quisieras para tus hijos o para ti

  • Advertisement
  • Puede ser que te sientas triste o mal contigo misma por no poder dar todo lo que quisieras a tus hijos: más regalos en la Navidad o los cumpleaños, paseos o viajes, ropa o comodidades, incluso insumos básicos como mejores alimentos o educación. Ten muy presente que cuando los niños crecen poco recuerdan si tuvieron los juguetes de moda o la finura de las alfombras de casa; ellos recuerdan, por el contrario, lo divertidos que fueron los días, las aventuras que tuvieron y lo mucho que pudieron sentirse amados por alguien. Concentra tus esfuerzos en formar buenas experiencias de vida, por crear lindos recuerdos antes que atesorar ropa de marca u objetos que nadie recordará.

  • Y, por favor, no sientas culpa por no poder estar presente en cada momento de la vida de tus hijos, especialmente si trabajas o tú sola estás criando a los pequeños. Recuerdo que por más que me esforzara, siempre había algo de lo que me perdía de vivir con alguna de mis hijas: un baile, alguna presentación, un suceso importante. Mi invitación es: no te preocupes, haz tu mejor esfuerzo, habla con tus hijos, mantén la calma y no cargues con culpas innecesarias, porque no vale la pena.

  • Buscar ser la madre perfecta con el hogar de fotografía resulta agotador y no merece el trabajo. Centra tu atención en lo que es verdaderamente importante: tu familia. Por último, ten presente que ¡lo estás haciendo muy bien!

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

Toma un momento para compartir ...

Escritora, esposa y madre de tres hijas. Interesada en el fortalecimiento y formación de la mujer, la familia y el hogar.

15 cosas que tú y tu esposo deben hacer para evitar un divorcio, según los terapeutas

Estas 15 cosas sencillas, cambiarán el rumbo de tu matrimonio, de lo malo a una segunda y eterna Luna de Miel.

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr