¿Riesgo de guerra civil? Prepara a tu familia

Si vives en una región donde la violencia ha crecido considerablemente o temes que se desate una guerra civil, estos consejos serán de gran ayuda para ti y tu familia.

20,045 views   |   102 compartido
  • Quienes vivimos en naciones como México, El Salvador o Colombia, por citar tres, sabemos que la guerra contra el narcotráfico, la lucha de poderes y por un territorio ha dejado miles de víctimas (entre ellos, muchos civiles). Y aunque en los últimos años, por fortuna, no se ha desatado un conflicto bélico a nivel mundial, hay regiones del planeta que viven sumidas en medio de una intensa guerra civil; es decir, una lucha armada entre dos o más países o entre grupos contrarios de una misma nación.

  • De acuerdo con el Comité Internacional de la Cruz Roja (ICRC, por sus siglas en inglés), antes de que estalle un conflicto armado hay varias señales que nos llevan a pensar que habrá una guerra, por lo que es importante que tú y tu familia estén preparados para cualquier eventualidad, considerando algunas de las siguientes medidas de prevención:

  • Atiende las noticias

  • Aprovecha la mediatez que proporciona Internet para saber qué es lo que pasa en la región, pero no te dejes llevar por rumores ni amarillismos. Recibe la información con mesura y analízala antes de tomar cualquier decisión.

  • Papeles a la mano

  • Como en toda situación de emergencia una guerra puede hacer que tengas que abandonar tu hogar; por lo tanto, es importante tener en un mismo sitio todos los documentos importantes de la familia, como partidas de nacimiento, actas de matrimonio, carnets médicos, identificaciones con fotografía y cualquier papel que consideres de valía. Debes conservarlos en un sobre resistente y, de ser posible, guarda copias de estos documentos con algún familiar que viva en un lugar seguro, o incluso pídele que se quede con los originales.

  • Abandonar el lugar de los hechos

  • El trabajo, la escuela y tu rutina están en el lugar en el que vives y sería difícil abandonar todo de la noche a la mañana; pero nada es tan valioso como tu vida y la de tu familia, así que si tienes parientes en otro lugar pídeles ayuda o busca refugio si ya se ha presentado una situación de violencia generalizada.

  • Salir lo menos posible

  • Si no tienes manera de salir del lugar del conflicto, o ya es demasiado tarde no te arriesgues a andar por la calle. Si hay brotes esporádicos de violencia, evita salir si no es necesario. En caso de que se instaure el toque de queda, respétalo y si los ataques son constantes, no salgas de casa, ni al trabajo ni a la escuela, a menos de que las autoridades indiquen lo contrario. Si tu empleo lo permite y puedes hacerlo, busca la manera de trabajar desde casa.

  • Advertisement
  • Abastecimiento de alimentos

  • Al momento de un conflicto la rutina cambia por completo, la vida se vuelve más austera conforme aumenta la duración de los ataques y muchas veces hay interrupciones en los servicios básicos, como electricidad y agua, además de escasez de alimentos. Para no quedar sin provisiones, compra productos básicos cuando veas que la situación se pone más tensa en la región. Fíjate que no sean perecederos, pero sí nutritivos y que puedas cocinar fácilmente. Recuerda también comprar agua y alimento para bebés, en caso de que sea necesario.

  • Plan de emergencia

  • La prevención es la mejor herramienta ante un desastre, así que es primordial que armes un plan, junto con tu familia, para saber cómo actuar en caso de una guerra. Por ejemplo, en dónde reunirse si no hay forma de llegar a la casa, quién va por los niños a la escuela, quién por provisiones, qué equipaje llevar si se abandona el hogar, a dónde ir y cuáles rutas tomar para llegar al refugio. Asegúrate de que tus hijos sepan sus datos completos y estén al tanto del plan familiar.

  • Kit de emergencia

  • Contar con uno te puede ayudar en circunstancias como falta de energía, escasez de agua, desabasto de alimentos, cambios de clima, e incluso en enfermedades o heridas leves. Es importante que tu kit de emergencia esté almacenado en una caja o bolsa resistente.

  • Seguir las indicaciones de las autoridades

  • Durante un conflicto a veces puede ser complejo tomar partido por alguno de los combatientes, y en estos casos hay diferentes versiones de un mismo hecho, así que lo ideal es atender las medidas de seguridad de las autoridades y elementos oficiales, como Cruz Roja, Naciones Unidas o algún organismo imparcial cuya misión sea apoyar a la población.

  • Como lo menciona el ICRC, a pesar de que durante el último siglo se erradicaron diversas enfermedades y epidemias, la guerra es la única que no puede detenerse a pesar del grave daño que causa en poblaciones enteras. Y tú, ¿sabes cómo actuar ante un conflicto de esta índole?

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

Comparte con tus amigos y familia…

Lizette Morante es mexicana y egresada de la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Entre sus pasatiempos están leer, escribir, los deportes y disfruta mucho estar con su familia y su perro.

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr