Ten cuidado con los que cuidan a tus hijos

No siempre podemos anticiparnos, mucho menos saber dónde está el peligro. Pero lo que sí podemos y debemos hacer, es tomar las precauciones necesarias para reducir los riesgos.

1,533 views   |   28 compartido
  • Últimamente he escuchado noticias terribles sobre niñeras. Algunas versan sobre lo romántico: chicas que de pronto sueñan jugar a la "casita" y terminan seduciendo a los padres de los niños que cuidan. Otras rebasan todo lo imaginable y dan cuenta de personas que, utilizando su posición de confianza en la familia, secuestran o lastiman a los menores.

  • Un ejemplo reciente de estas atrocidades ocurrió en Rusia, donde Gulchekhra Bobokulova, quien trabajaba como niñera, -primero argumentando celos, y luego temas políticos- decidió tomar venganza de ofensas reales o imaginadas en la pequeña de cuatro años, a la que cuidaba. Quizá me lees y piensas que de lo que hablo no te afecta: a fin de cuentas no eres de las que está en posición de pagar para que cuiden de sus hijos. Pero no estoy hablando de una persona a la que pagas, sino de cualquier persona a la que delegas el cuidado de tus hijos.

  • Muchas veces es la urgencia la que obliga a los padres a poner a sus hijos en manos de otros, y es esta misma urgencia la que no permite reparar en quién es la persona elegida para hacerlo. El problema es que durante ese tiempo en que estamos alejados, siempre existe el riesgo de poner a nuestros hijos en la posibilidad de convertirse en víctimas de seres sin escrúpulos, crueles o incluso con problemas mentales que desconocemos. Por ello, te doy a continuación algunos consejos de modo que cuides a tu familia eficazmente.

  • Si buscas una nana, te recomiendo ¿En busca de niñera? privilegia a la que es madre.

  • Consejos para cuidarte de los que cuidan

  • 1. Piensa con antelación en la persona

  • No esperes que llegue una situación de emergencia para decidir. Lo mejor es que desde antes tengas una idea de a quién recurrir en caso de necesitarlo. De preferencia ten un plan A, uno B y uno C. De ese modo cubrirás eventualidades y, por supuesto, asegúrate de contar con toda la información que sea necesaria sobre esa persona.

  • 2. Nunca dejes a tu hijo con quien él no se siente cómodo

  • Suele pasar que si el niño arma berrinche, lo tomamos por malcriado y lo forzamos a que acepte nuestra decisión. Quizá es simple majadería, pero también puede ser que te está queriendo hacer llegar un mensaje. Presta mucha atención en cómo se comporta tu hijo cuando ese alguien está cerca. Si ya antes fue cuidado por esa persona, y tu hijo le teme, indaga con cuidado. Tal vez haya alguna razón de peso, más que el simple temor de estar lejos de ti por un tiempo.

  • Advertisement
  • Relee: De regreso al trabajo... ¿Y ahora qué hago con mi bebé?

  • 3. No dejes al menor bajo el cuidado exclusivo de una persona

  • Lo mejor es que haya más de uno que pueda cuidarlo, de esa manera se vigilan mutuamente y ambos al niño. O si de plano no puede ser así, pide a algún familiar o conocido que esté al pendiente. Recuerda que todas las precauciones son pocas cuando se trata de los hijos.

  • 4. Deja al niño en un lugar que le sea familiar

  • Dejar a los niños con terceros y en un lugar que no conocen, es muy peligroso. Procura que el lugar donde cuiden de tu hijo sea un territorio que él y tú conozcan a cabalidad; de ser posible, déjale instrucciones sobre qué hacer si pasa algo.

  • 5. Pide detalles de todo lo que ocurra

  • Es obvio que esto solo es posible después de que dejaste a tu hijo al cuidado de un tercero, pero es importante que hagas preguntas que te permitan saber lo que ocurrió mientras no estabas. De las respuestas que obtengas, podrás concluir si fue buena idea dejarlo al cuidado de esa persona y si está bien o no que lo hagas de nuevo. Desconfía si no hay suficientes detalles, especialmente por parte de los niños que -como sabemos- tienden a contar todo, de todo.

  • No siempre podemos anticiparnos, mucho menos saber dónde está el peligro, si así fuera no permitiríamos que las cosas malas pasasen. Pero lo que si podemos y debemos hacer, es tomar las precauciones necesarias para reducir las posibilidades de que sucedan, especialmente cuando se trata de elegir con quién dejamos a nuestros hijos.

  • Si necesitas encontrar razones para estar más al pendiente de tu hijo, por favor lee No entregues a otros el cuidado y crianza de tus hijos.

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

¡Comparte con tus amigos!

Yordanka Pérez Giraldo, Cubana de nacimiento, mexicana por elección.

8 formas INFALIBLES para ahorrar por esas vacaciones que tú y tu familia se MERECEN

Los mejores secretos de la boca de los expertos para que cuando lleguen las vacaciones, las de tu familia ya estén pagadas. ¡Sólo te quedará empacar y DISFRUTAR!

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr