¿Sientes que a veces tu corazón se acelaera demasiado aunque no tengas actividad física? Conoce los riesgos FATALES de la taquicardia

La arritmia puede ser controlada por ti misma, conoce las opciones.

25,920 views   |   52 compartido
  • Sentir los latidos del corazón es una de las sensaciones más placenteras que puedes tener con tu cuerpo, porque a pesar de saber que dentro de ti tienes un conjunto de órganos funcionando todo el tiempo, el que más muestra su presencia es el corazón, en el momento de bombear la sangre y expandirla por todo tu cuerpo.

  • Mientras que los latidos son normales no hay problema, pero si se presentan con mayor intensidad, debes poner atención y acudir con un médico lo antes posible, porque puede tratarse de una arritmia cardiaca.

  • De acuerdo al Doctor René Asenjo, miembro de la Sociedad Chilena de Cardiología y Cirugía Cardiovascular, la arritmia "es un trastorno del ritmo cardíaco normal. El corazón tiene cierta regularidad en cuanto a frecuencia mínima y máxima, y cualquier cosa que se salga de esa regularidad puede considerarse arritmia".

  • El rango de latidos normales en condición de reposo es entre 50 y 100 latidos por minuto, más de 100 se considera taquicardia. Dependiendo de las condiciones específicas en el funcionamiento de cada organismo, esto puede acarrear consecuencias como la falta de sangre en el cerebro, "porque va tan rápido el corazón que ya no se llena bien de sangre, tampoco expulsa bien la sangre y entonces no le llega bien la sangre al cerebro, y es el primero que se da cuenta y por eso el cerebro te provoca sensación de mareo", explicó el Cardiólogo Manlio Fabio Márquez Murillo, Presidente de la Sociedad Mexicana de Electrofisiología y Estimulación Cardiaca (SOMEEC), en una entrevista hecha en Internet.

  • Factores de riesgo y síntomas comunes

  • Algunos factores de riesgo para presentar un cuadro de taquicardia son:

    • Padecer hipertensión (cuando la sangre se mueve con mayor presión que la normal a través de las arterias)

    • Consumo excesivo de tabaco, alcohol y/o cafeína

    • Estrés permanente

  • Entre sus síntomas principales se encuentran:

    • Mareos

    • Sensación de desmayo, o el desmayo mismo

    • Dificultad para respirar,

    • Ritmo cardiaco acelerado

    • Dolor de pecho

  • ¿Qué hacer para disminuir la taquicardia?

  • En caso de padecer una taquicardia debidamente diagnosticada, existen algunos recursos que quien la padece puede implementar para controlarla. Entre ellos se encuentran las llamadas, "maniobras vagales". Su nombre se debe al nervio llamado "vago", que puede viajar por todo el cuerpo y ayuda a bajar la frecuencia cardiaca, explica el Dr. Márquez, quien añade que generalmente estas estrategias son utilizadas cuando el paciente ya ha sido tratado por un doctor y se ha identificado que se trata de una taquicardia benigna. En estos casos se recomienda al paciente la realización de las siguientes maniobras:

  • Advertisement
  • Mesa inclinada

  • Este método es utilizado en caso de desmayos, consiste en poner al paciente en una superficie plana que abarque todo su cuerpo, con una elevación de 45º de su cadera a sus pies.

  • Sensación de vómito

  • No es necesario que vomite el paciente, es suficiente con introducir algún dedo a la boca u cualquier otro objeto que pueda provocar esa sensación, ese jaleo por dentro.

  • Tos

  • No es necesario tener infección en la garganta o que sea una tos "real", lo importante es que se produzca ese esfuerzo para detener el ritmo de los latidos y mejorar su estado.

  • Masaje ocular

  • Lo único que se necesita es frotar los párpados con los ojos cerrados. Para ello solo es necesario tocarlos con las yemas de tus dedos, haciendo círculos con velocidad moderada de un lado hacia el otro.

  • Valsava

  • Debes exhalar, cubrir los orificios de la nariz, y pujar por 10 a 15 segundos, soltando bruscamente. Si te ayuda, puedes apretar tus labios para que te sientas más segura.

  • Inmersión

  • Solo requieres agua, de preferencia helada; si no cuentas con un recipiente lo bastante grande para que entre tu cabeza, vacia agua y hielos en un tazón y esperar unos minutos para que se enfríe, luego, mete tu rostro al agua unos minutos.

  • Estas medidas son efectivas y seguras mientras que ya hayas consultado a tu médico, quien te las enseñará con más detalle para implementarlas en cualquier emergencia, si es que no requieres de algún medicamento.

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

¿Te gustó esto? ¡Compártelo con tus amigos!

Oriunda de la tierra del taco, el mariachi y el folklore. Periodista de profesión y corazón. Por muchos años he tenido la fortuna de colaborar como docente en la educación de niños, adolescentes y jóvenes. La música, la enseñanza, la investigación, lectura y escritura son mis grandes aficiones.

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr