Aterrador momento en que un niño tiene atrapada su cabeza en una reja sin poder sacarla hasta que algo impredecible sucede

El video viral causa desesperación en otros padres y mucha SORPRESA.

10,146 views   |   19 compartido
  • Cuando vi este video no pude evitar verlo hasta el final para ver cómo se resolvería la situación. Quedé tan sorprendida como aliviada. Al igual que tú cuando lo veas. ¿Qué harías si tu hijo mete la cabeza entre unos barrotes y no puedes sacarlo de allí? La solución la tuvo el mismo pequeño y dejó a todos pasmados.

  • ¿Cómo llegó a eso?

  • No lo sabemos. Los niños siempre hacen travesuras. De un momento a otro pueden verse envueltos en situaciones que van de lo cómicas a lo peligrosas. En este video, publicado en el sitio UPSOCL se puede ver cómo un padre ayuda a su hijo a quitar la cabeza de entre medio de los barrotes de una reja. El video no muestra cómo fue que el pequeño llegó a eso, pero lo cierto es que suele ser algo común para algunos niños meterse en problemas de este tipo; su inocencia no le hizo ver el peligro. Pero sí la solución.

  • Un susto que no pasó a mayores

  • Lejos de entrar en un nerviosismo extremo, aunque algo intranquilos, y con la madre filmando la escena, el padre del pequeño hace el intento que cualquiera haría: sacar la cabeza de entre las rejas. No lo logra. Luego de unos segundos el padre dice "Esto no va a funcionar, tendremos que usar mantequilla", pero sigue intentando abrir las rejas a costa de su propia fuerza. El niño comienza a llorisquear un poco y dice "sólo sácame". Pero luego, se le ocurre algo mejor.

  • Una ingeniosa ocurrencia

  • De repente, y como si se hubiera iluminado en ese momento, el niño se levanta y saca un hombro por la reja. En su rostro se vislumbra una sonrisa, pues ya está viendo que ha encontrado la solución. Luego, saca un pie y ya tiene medio cuerpo afuera, pudiendo así luego salir por completo. "¡Saliste!", le dicen con alegría. Lo que podría haber terminado peor, se solucionó gracias a la ocurrente habilidad del pequeño.

  • ¿Se te hubiera ocurrido?

  • En este tipo de situaciones siempre me viene a la mente un libro de acertijos de pensamiento lateral que guardo en la biblioteca de mi casa. El pensamiento lateral es un método de pensamiento que puede ser empleado como una técnica para la resolución de problemas de manera imaginativa. Se trata de generar ideas por fuera de los patrones habituales del razonamiento. En este caso por ejemplo, a todos se nos ocurriría quitar la cabeza, o buscar métodos para abrir las rejas, o llamar a alguien. Pero a casi nadie se le hubiera ocurrido comenzar por ir sacando el cuerpo.

  • Advertisement
  • Sin dudas, es una buena idea empezar a ejercitar más nuestra mente en este tipo de pensamiento lateral, para ayudarnois a afrontar situaciones fuera de lo normal y encontrarle la resolución más adecuada.

  • ¿Qué hacer si un niño mete la cabeza entre las rejas?

  • Ahora, si tu niño hace este tipo de travesuras, ya sabes que una buena solución es empezar a pasar el cuerpo. Pero mientras tanto, hay una serie de consejos según el sitio Guía Infantil:

  • 1. No pierdas la calma

  • Si tu hijo te ve nervioso, él se pondrá más nervioso aún. Demuéstrale que estás ahí para ayudarlo y que todo va a estar bien.

  • 2. Tranquiliza al niño

  • Puedes ayudarlo a respirar suavemente para que recobre la calma. Dile palabras suaves y no lo recrimines en ese momento por haber hecho esa travesura. Ya habrá tiempo para conversar acerca de los sucedido.

  • 3. Estudia la situación

  • Si consigues s averiguar cómo entró, probablemente sepas cómo puede salir.

  • 4. Intenta que salga el cuerpo

  • Este es el caso del niño del video, pero para no todas las rejas puede funcionar;, sólo en el caso de que veas que el cuerpo cabe sin problemas. No le presiones o podrías empeorar la situación.

  • 5. Llamar a emergencias

  • Si a pesar de todos los intentos no se consigue sacar al niño atrapado, es el momento de llamar a los bomberos. Ellos disponen de un gato hidraúlico que utilizarán para doblar los barrotes o maquinaria específica para cortarlos y sacar al niño sin que sufra ningún daño.

  • Este niño nos ha dado una lección a todos. Ahora, cuando tengamos frente a nosotros un problema para resolver que parezca imposible, pensemos que este pequeño utilizó el pensamiento lateral y salió del lío en el que se metió. Y tú, ¿Qué habrías hecho?

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

Haz clic abajo para compartir

Fernanda Gonzalez Casafús es argentina, mamá y Licenciada en Periodismo. Ama los animales, la danza, la lectura y la vida en familia. Escribir sobre la familia y la maternidad se ha convertido en su pasión.

Sitio Web: http://lasillamecedora.blogspot.com

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr