¿Te has preguntado alguna vez por qué razón siempre tienes hambre?

¿Hambre? se puede deber a alguna de estas causas que NO siempre tienen que ver con la necesidad REAL de tu cuerpo de comer.

607 views   |   5 compartido
  • Comer es uno de los más grandes placeres de la vida, eso que ni qué. Sin embargo, se debe ser observador al momento de satisfacer el hambre atroz y estar atento sobre la razón que se oculta detrás de esa hambre que parece no satisfacerse con nada.

  • Hay muchas razones por las cuales una persona puede tener hambre de manera constante. El sitio webmd expone 14 razones tanto medicas como emocionales, así como alguna que otra que parecer ser intrascendente -que lejos está de serlo- que pueden ser las causantes de que una persona coma sin parar

  • ¿Sabías que a veces puedes llegar a tener hambre por algo que comiste?

  • Puede sonar bastante extraño ya que ¿quién podría tener hambre después de haber comido algo? Esto sucede por lo general cuando se come algo dulce. Los alimentos con mucha azúcar son tentadores pero su contenido nutritivo se limita a proporcionar al organismo solo una mínima cuota de energía de la que en realidad necesitas.

  • Es necesario que remplaces esa tentadora galleta o pastelillo por alimentos ricos en fibra, frutas o incluso grasas saludables y otros ricos en proteínas

  • El estrés también da mucha hambre

  • Cuando tenemos estrés por lo general nuestro cuerpo hace que tengamos accesos de hambre que van cargados de adrenalina, por lo cual comemos; sin embargo, la situación tiende a intensificarse cuando el estrés continua. En esos momentos los accesos de hambre ya no están cargados con adrenalina si no con otra hormona que se llama cortisol y esto hace que quieras comer cada poco tiempo.

  • Como es de esperar, al bajar el estrés, las embestidas hormonales cesan y el cuerpo regresa a su estado normal.

  • Tienes sed

  • Va a parecer extraño, pero a veces cuando crees sentir hambre, lo que en realidad tienes es sed. Por eso si tienes hambre y ésta parece no tener fin, toma agua y ¡problema resuelto!

  • Puedes tener "bajones" de azúcar

  • Cuando comes alimentos con alto contenido de azúcar lo que haces es mandar un montón de este componente a la sangre, con eso, tu cuerpo comienza a liberar insulina, hormona que ayuda a que tus células usen el azúcar como combustible o lo guarden "para después". Sin embargo, ese "aluvión" hace que tu cuerpo produzca más insulina de la necesaria, el resultado: un súbito bajón de azúcar que hará que tengas mucha más hambre que antes.

  • Advertisement
  • Pueda que tengas diabetes

  • El sitio Diabetes bienestar y salud expone que las personas con diabetes siempre tienen hambre ya que el azúcar o glucosa no puede entrar en las células, por lo tanto, en centro de saciedad no recibe la información de satisfacción y por lo tanto la ingesta de alimentos es alta.

  • Desde luego, para llegar a una conclusión acertada lo que se recomienda es que vaya al médico y confirme o descarte sus sospechas.

  • Puedes tener hipoglucemia

  • Es igual a que no tienes la suficiente glucosa en tu sangre. Lo que va a ocurrir, según el sitio MedlinePlus no solo un apetito voraz, sino además problemas de visión, fuertes latidos cardiacos, mal genio, nervios, dolor de cabeza, temblores, sudoración, hormigueo o entumecimiento de la piel, debilidad, dificultades del sueño y confusión. De nuevo, para un diagnóstico acertado, consulte a su médico.

  • Si eres mujer puede ser que estés embarazada

  • Aunque muchas mujeres en "dulce estado" tienen síntomas que les dejan claro su estado, otras por el contrario no se dan cuenta hasta que van al médico. Lo que si es cierto es que muchas tienden a sentir hambre en los primeros meses de gestación.

  • Puede ser que estás comiendo a gran velocidad

  • Lo que ocurre cuando se come muy rápido es que el cuerpo no se entera que usted ha comido. Comer de manera lenta es más placentero y por lo tanto más satisfactorio, incluso, esto lleva a que las personas coman mucho menos.

  • Lo que come no lo deja satisfecho

  • Esto según la ciencia recibe el nombre de "índice de saciedad". Hay alimentos que resultan ser más satisfactorios que otros e incluso su valor nutritivo es más alto. Ejemplo de ello es que puedes comer 10 pastelitos y no sentirte satisfecha, pero si comes una porción de papas cocidas o pescado, tu índice de saciedad será mayor, esto según el sitio vitónica

  • Advertisement
  • Has olido o visto algo apetitoso

  • Es lo que llaman un antojo. Vas caminando por ahí y has olido un delicioso pastel o visto las galletitas de la panadería y te dieron "ganas de comer de eso" tengas o no hambre. No sucumbas a esos deseos y sigue adelante.

  • Tus emociones te han dominado

  • Muchas personas llegan a la obesidad porque permiten que sus emociones controlen sus vidas, es acá cuando los alimentos se convierten en mecanismos para suplir necesidades emocionales. Cuando sientas que eso te está pasando, busca la ayuda psiquiátrica o psicológica idónea para salir adelante y que la comida no sea un consuelo.

  • Sufres hipertiroidismo

  • Si es así, el hambre extrema irá acompañada de cansancio, nervios, problemas de sueño, temblores en las manos, intolerancia al calor, pérdida de cabello etc. Lo recomendable es que acudas a tu médico en busca de un diagnóstico acertado (fuente Medlineplus).

  • ¡Cuidado con esos medicamentos!

  • Medicamentos para tratar la depresión o los trastornos del estado de ánimo son los que por lo general generan aumento en los deseos de comer. También algunos antihistamínicos, antipsicóticos y corticosteroides. Hable con su médico al respecto de los efectos secundarios de consumir dichas medicinas.

  • No duermes bien

  • El insomnio puede hacer que sientas muchos deseos de comer y esto pasa porque las hormonas que regulan el hambre se alteran.

  • Ya lo sabes, si tienes mucha hambre siempre algunas de estas 14 pueden ser la razón de ello.

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

Si te gustó este artículo, compártelo ...

Psicóloga con experiencia en trabajo con comunidades, niños y adolescentes en riesgo.

15 cosas que tú y tu esposo deben hacer para evitar un divorcio, según los terapeutas

Estas 15 cosas sencillas, cambiarán el rumbo de tu matrimonio, de lo malo a una segunda y eterna Luna de Miel.

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr