¿Eres divorciada? 6 claves que todos los padres deben saber para reforzar la relación con tus hijos

En ocasiones el divorcio destruye las relaciones con los hijos, aprende las claves para tener una buena convivencia.

1,901 views   |   9 compartido
  • La decisión de divorciarse es complicada, la pareja sabe que los hijos sufrirán un cambio radical en sus vidas, por no ser capaces de comprender (por la falta de madurez), la situación. El miedo a los cambios, la culpabilidad, el resentimiento y la ilusión de volver a ver a los padres unidos, son algunos sentimientos que experimentan los hijos de padres divorciados.

  • En algunas ocasiones los papás suelen dejar a los hijos con la madre, lo que hace más complicado el poder pasar tiempo y experiencias con ellos. Sin embargo, es fundamental que la pareja logré entablar una buena relación y comunicación después de la separación para que los hijos superen y acepten la decisión.

  • Para tener éxito en las relaciones con los hijos, Semana 35 y otros medios, comparten las claves para ayudar a los padres en el proceso de la separación.

  • 1. Cumple con los acuerdos

  • Los padres deben establecer los tiempos que cada uno deberá tener con los hijos, tomando en cuenta las necesidades de ellos. Es importante cumplir con los acuerdos, para que lo niños logren sentirse seguros y no tengan miedo de perder el amor de uno de los padres.

  • Se recomienda informarles a los hijos, el tiempo que estarán con papá o mamá, explicarles las rutinas y tiempos establecidos, incluso anticiparles las actividades planeadas cuando estén juntos como: cocinar, ver una película, ir al parque, jugar etcétera. Al hacerlo los hijos fortalecerán los lazos afectivos.

  • 2. No perder el rol de cada uno

  • Es normal que después del divorcio, uno de los padres (el que no vive con los hijos), se vuelva más complaciente, por remordimiento al saber que no comparte tiempo con ellos. Muchas veces, los padres compran todo lo que desean sus niños, olvidándose de las responsabilidades y el rol que deben ejercer, que es educarlos, apoyarlos, cuidarlos, escucharlos y guiarlos.

  • La pareja que no vive con los hijos, no desea perder el tiempo en corregirlos y disciplinarlos, sin embargo, está cometiendo un grave error, puesto que toda la carga será para su expareja, la cual los hijos la verán como "la mala del cuento", la que siempre está delegando funciones y castigándolos. Esta situación genera conflictos e inseguridad a los hijos, por ello, se deben establecer normas, reglas y rutinas que deberán realizar con ambos padres, para lograr transmitir orientación y amor

  • Advertisement
  • 3. Dos hogares con reglas

  • Es importante construir en los dos hogares, un ambiente de seguridad y tranquilidad para los hijos. Ellos deberán aprender las nuevas reglas y límites de las casas de ambos padres, al final de cuentas serán sus hogares, donde vivirán. Ellos necesitarán sentirse especiales en cada lugar, tener un espacio. Se pretende que con el tiempo los hijos se sientan parte de un grupo familiar sólido, reforzando su autonomía y seguridad.

  • Te comparto: Cómo manejar el divorcio sin afectar a los hijos

  • 4. Enseñar con el ejemplo

  • Desafortunadamente, existen parejas divorciadas que se insultan, gritan y maldicen en presencia de los hijos, esas actitudes destruirán las emociones de los niños. Es fundamental el respeto entre ambos padres, se recomienda mantener la calma, escuchar y dialogar de manera respetuosa. Así ellos aprenderán el valor del respeto y comunicación cuando sean mayores.

  • 5. El dinero no es el camino para quitar culpas

  • Es importante que los hijos conozcan el valor del dinero, algunas veces ellos aprovechan la situación, de pedir todo lo que quieran por conocer que papá o mamá no pasan tiempo con ellos y por obvias razones, abusan. Establecer límites y enseñar a los hijos a esforzarse por lo que desean, fomentará los valores y compromiso en ellos mismos.

  • 6. No al abandono

  • Algunos padres no logran entablar una buena relación con la expareja, por tal motivo, abandonan a los hijos, o los ven pocas veces, con tal de no tener contacto con su ex. Es un error, puesto que los hijos con el tiempo fomentaran sentimientos de odio y rabia. Un padre ausente genera un inmenso dolor en la vida de los hijos, ellos pensarán que no los aman. Se recomienda no perder contacto con los hijos por más de una semana.

  • Te comparto: Padres ausentes: Conoce las 4 NEFASTAS consecuencias

  • El trabajo de ambos padres deberá ser: enseñar, cuidar, educar, guiar y apoyar a sus hijos. Hacerlos sentir parte de una familia amorosa, segura y estable, a pesar de no vivir juntos. Sí las cosas se salen de control, se recomienda acudir con un especialista, para que los hijos aprendan a aceptar la realidad y no sufran de baja autoestima e inseguridad

  • Advertisement

¿Quieres historias edificantes y brillantes en tu correo electrónico?

Si te gustó este artículo, compártelo ...

Adriana Acosta estudió comunicación, es madre de un adolescente, y actualmente se dedica a la enseñanza e investigación a nivel universitario en Puerto Vallarta. Publica sus escritos esperando que ayuden a las personas que leen sus útiles vivencias

Advertisement
Danos tu opinión
 

Gracias por suscribirse a nuestra lista de correo electrónico. Por favor, disfrutar de nuestros últimos artículos .

tumblr